Barreda denuncia la campaña de propaganda del PP para intentar distraer la atención sobre la guerra

29 Mar 2003

Jose María Barreda

Barreda denuncia la campaña de propaganda del PP para intentar distraer la atención sobre la guerra

29 Mar 2003

Jose María Barreda

Barreda denuncia la campaña de propaganda del PP para intentar distraer la atención sobre la guerra

29 Mar 2003

Jose María Barreda

El Secretario General del PSOE lamenta los ataques que han sufrido varias sedes del PP y denuncia que el Gobierno del PP está utilizando estos actos para poner en marcha una campaña de distracción y propaganda para desviar la atención sobre el argumento principal de lo que ocurre: "que el presidente José María Aznar ha involucrado a España en una guerra inmoral e ilegal".

El Secretario General del PSOE de Castilla-La Mancha, José María Barreda, denunció hoy que el PP use los actos violentos registrados en algunas movilizaciones contra la guerra para poner en marcha «una gigantesca campaña de propaganda» con el objetivo de distraer la atención sobre la implicación de España en el conflicto.

En declaraciones a EFE, José María Barreda lamentó «muy profundamente» los ataques que han sufrido varias sedes del PP en España así como los actos de violencia suscitados en algunas movilizaciones y se declaró contrario de la violencia y las agresiones personales, físicas y psicológicas, al tiempo que defendió la libertad de expresión de todas las personas.

No obstante, lamentó también que estas circunstancias «sirvan claramente de excusa al Gobierno del PP para poner en marcha una campaña de distracción y propaganda para desviar la atención sobre el argumento principal de lo que ocurre: que el presidente José María Aznar ha involucrado a España en una guerra inmoral e ilegal».
Recordó que, en estos momentos, los bombardeos sobre Irak están provocando muertes de hombres y mujeres, de niños y niñas y también de soldados de la Alianza y, mientras, el PP ha encontrado en estos actos violentos «que son condenables pero anecdóticas, un argumento para distraer a la opinión pública».

Barreda también tildó de «hipócrita» que el presidente del Gobierno, José María Aznar, dedicara la mayor parte del tiempo de su intervención ante el Congreso de los Diputados a estos «conflictos o brotes de violencia callejera», cuyo control y aislamiento -recordó- son responsabilidad de su gobierno y de su ministro de Interior. Añadió que el Ministerio de Interior «tiene recursos suficientes para aislar y neutralizar a esos grupúsculos y asegurar también la libertad de expresión pacífica de los miles de ciudadanos que salen a la calle». «Sin embargo, Aznar dedicó más tiempo a criticar estos actos que a hablar sobre la guerra de Irak, los bombardeos, los muertos de civiles y sobre las consecuencias de un conflicto en el que lamentablemente es co-protagonista», manifestó Barreda.

Recordó que, en la cumbre de Azores, José María Aznar «se hizo corresponsable de lo que está ocurriendo, junto al presidente de los EE.UU, George W. Bush, y el primer ministro británico, Tony Blair».

Base de Los Llanos en Albacete

Por otra parte, José María Barreda aseguró que el Gobierno regional lamenta que la Base Aérea de Los Llanos, en Albacete, sea utilizada por potencias extranjeras, y concretamente por los EE.UU, en operaciones relacionadas con la guerra de Irak y «sin embargo, el Gobierno de España haya sido incapaz de lograr el uso civil de ese aeropuerto que es lo que desean los ciudadanos».

Insistió en subrayar el «contraste» entre la «celeridad» que ha tenido el Gobierno de España en poner a disposición de Estados Unidos la Base de Los Llanos «y no ponerla a disposición de los ciudadanos de Albacete». «Condenamos claramente que se use para una guerra a la que estamos calificando de ilegal e inmoral», indicó y agregó que «estamos frontalmente en contra de la utilización de medios y recursos por parte del Gobierno de España y en contra de que se manden hombres y mujeres al escenario del conflicto».

«El PSOE es la única formación que puede tirar del carro de la región»

Por otra parte, el secretario de los socialistas castellano-manchegos considera que el PSOE es la única formación que «puede tirar del carro» de la región con el conjunto de la sociedad y destacó que los socialistas «no somos unos iluminados, pero sinceramente pensamos que no hay alternativa».

Barreda comentó la situación política en la región a menos de dos meses de los comicios autonómicos y municipales del 25 de mayo, donde los socialistas castellano-manchegos «vamos a por todas» para obtener el apoyo,»cuanto más mayoritario mejor», de la sociedad.

El secretario general del PSCM-PSOE está convencido de que «es mucho más conveniente para los intereses de nuestra tierra y de los castellano-manchegos que ganemos nosotros», porque «sabemos lo que queremos, tenemos capacidad para desarrollar lo que queremos, y conocemos y comprendemos lo que es Castilla-La Mancha».

«Estamos en condiciones de seguir empujando el cambio cualitativo que la sociedad de la región está protagonizando», afirmó Barreda, quien aseguró que los socialistas «no somos unos iluminados, pero pensamos que no hay alternativa». Barreda cree que «en este momento o somos nosotros quienes tiramos del carro con el conjunto de la sociedad o las otras fuerzas políticas no pueden hacerlo», ya que «es evidente» que IU no puede y el PP, por otras razones, tampoco, al ser un partido «terriblemente desconcertado, colonizado» y configurado como «una franquicia de la calle Génova».

A su juicio, el Partido Popular padece el «problema estructural» de no haber comprendido nunca lo que es una comunidad autónoma, y se comporta como si Castilla-La Mancha «fuera la suma de cinco provincias». Considera que el PP está en un mal momento, tanto en el panorama nac?!IdEntrada
?Seccion?FechaNoticia]Lugar?2Provincia ?Region?2Pais?2Continente
?2Titular?xSubtitulo ???Encabezado
???Desglose???URL?2URLAdic?2DescriptorURLAdic?2Archivo?2Imagen?2Sonido?2Video?2Orden
?Validado?VerEnPortada?VerEnHPional debido a la guerra de Irak y a circunstancias anteriores como la crisis del Prestige, la huelga general del pasado junio o las protestas por las leyes de Universidad o de Calidad de la Enseñanza, entre otros; como en el ámbito regional donde existe un problema de «falta de organización y de liderazgo».

En este sentido, Barreda cree que el candidato del PP a la Presidencia de la Junta de Comunidades, Adolfo Suárez Illana, no es reconocido como un dirigente dentro de su partido ya que «las expectativas de su nombre se han diluido como un azucarillo», provocando entre sus compañeros un «profundo desencanto».

El PP regional, según Barreda, tiene un «verdadero follón interno» y es un «hervidero de tensiones provinciales, en el que cada cual va a ver qué puede salvar, de forma independiente» ya que a esta formación «le falta un proyecto regional de partido». Como anécdota, se refirió al silencio de Suárez Illana sobre la provincia por la que se presentará a las elecciones, ya que no ha desvelado aún si será por Albacete o por Toledo -«tiene el mismo
arraigo en las dos, es decir ninguno»- y considera que no se presenta por Toledo para que no se le compare con los resultados que obtenga en la capital José Manuel Molina, quien a su vez también quiere evitar comparaciones.

«Gobernar en coalición con la sociedad

Por otra parte, el «número dos» del Gobierno regional cree que la participación española en la guerra de Irak -«un despropósito al que nos han conducido los aires de grandeza de José María Aznar»- afectará electoralmente al Partido Popular en los comicios de mayo, especialmente en las ciudades. No obstante, recordó que las elecciones autonómicas y municipales tienen «una lógica diferente» a una convocatoria general y se mostró convencido de que si el 25 de mayo se celebrasen elecciones generales el PP perdería mucho apoyo popular.

En cualquier caso, Barreda aseguró que los socialistas de Castilla-La Mancha «no damos por ganadas las elecciones» y de aquí al 25 de mayo «seguiremos trabajando como si estuviéramos empatados» y «no nos relajamos en absoluto».»Tenemos una gran ambición para recibir el apoyo mayoritario de la sociedad porque lo necesitamos, lo queremos y lo buscamos», indicó Barreda, quien recordó que esta circunstancia «es parte de
nuestra seña de identidad: queremos gobernar en coalición con la sociedad y necesitamos un apoyo cuanto más mayoritario mejor».

Respecto a las candidaturas autonómicas recientemente aprobadas por el Comité regional del PSOE, Barreda subrayó que reflejan una gran «imbricación generacional sin fallas» y destacó que lo importante de las mismas es que están elaboradas desde la autonomía de los socialistas de Castilla-La Mancha, a diferencia de lo que
ocurre en el Partido Popular.

Preguntado si el PSOE tiene ya previsto como se producirá, de cara a la próxima legislatura, el relevo del presidente regional, José Bono, Barreda aseguró que este asunto «ni nos ocupa ni nos preocupa en este momento (…) No estamos en eso ni mucho menos. Los tiempos en política son más importantes que en la gramática y ahora estamos conjugando otros tiempos», concluyó.

Comparte la noticia en
  • Buscador de noticias
Encuéntranos en

Pin It on Pinterest