“El agua derivada del trasvase podría estar siendo destinada a usos no acordados”

26 Oct 2005

José Molina.

“El agua derivada del trasvase podría estar siendo destinada a usos no acordados”

26 Oct 2005

José Molina.

“El agua derivada del trasvase podría estar siendo destinada a usos no acordados”

26 Oct 2005

José Molina.

El portavoz del Grupo Socialista, José Molina, crítica la actitud del PP en este asunto y señala que “nunca reprobaron a Aznar cuando fue el que más trasvasó”

El portavoz del PSOE en las Cortes de Castilla-La Mancha, José Molina, manifestó hoy que «sospecha que el agua derivada del trasvase Tajo-Segura no se destina a los usos acordados» por lo que están a la espera de los informes de la Conferencia Hidrográfica del Tajo (CHT) para recurrir.

Así lo manifestó hoy en una rueda de prensa, en la que añadió que estos informes se pidieron con la aprobación del trasvase de 80 hectómetros cúbicos del Tajo al Segura del pasado 1 de julio, «aunque aún no se han remitido», pero sospechan que «el agua destinada a regadío y riegos de socorro, podría estarse empleando en usos lúdicos».

En este sentido, Molina acusó al Partido Popular de «llegar siempre tarde» por el anuncio de ayer en el que afirmaron que pedirán la comparecencia del Gobierno para dar explicaciones acerca del último trasvase aprobado de un total de 18 hectómetros cúbicos para regadío, «ya que el presidente regional, José María Barreda, ya hizo esta petición el mismo viernes en el que se aprobó».

El portavoz socialista añadió que los populares deberían reprobar al ex presidente del Gobierno nacional, José María Aznar, ya que «en los ocho años de gobierno, se trasvasó más de la mitad del agua de la historia del trasvase», lo que supone un total de 351 hectómetros cúbicos de media al año, «sólo para regadío», además de «rebajar las tarifas a los regantes murcianos».

Por ello, Molina, que consideró el trasvase aprobado el pasado viernes como «poco prudente e injustificado», instó al PP a trabajar junto al PSOE, en vez de «pintar de negro el futuro de la región», para que ésta sea «la última legislatura del trasvase, tal y como se conoce en este momento».

Estatuto de Cataluña

Por otra parte, Molina manifestó que «no se puede defender la Constitución y no respetarla», refiriéndose a la actitud del PP de instar a los socialistas de votar en contra de la admisión a trámite del Estatuto de Cataluña, ya que esto «es inconstitucional».

El portavoz socialista añadió que el proceso que debe seguir es «admitirlo a trámite, remitirlo a la Comisión constitucional y posteriormente, introducir las enmiendas necesarias» y añadió a este respecto, que el PP «se encuentra en la estrategia del alarmismo» al afirmar ahora que no introducirá enmiendas.

Molina aseguró que el PSOE introducirá enmiendas al Estatuto catalán porque «hay cosas que no responden al interés general», como el modelo de financiación, el blindaje de competencias, así como «el dudoso encaje constitucional de la redacción del artículo uno en lo que respecta al término nación».

Asimismo, el portavoz socialista se refirió al encuentro de Barreda con Maragall, en la «exposición más importante sobre El Quijote que tendrá lugar en Cataluña», diciendo que «no hay duda que Barreda expondrá a Maragall con claridad que hay cuestiones del Estatuto con las que no estamos de acuerdo» así como la posición socialista de «admitirlo a trámite en el Congreso para abrir un proceso de diálogo» con respecto a esta cuestión.

Infraestructuras

Por otra parte, el portavoz socialista aseguró que el protocolo del plan de infraestructuras y transportes para la región, firmado el pasado lunes entre la Ministra de Fomento, Magdalena Alvarez, y el presidente regional, José María Barreda, incluye «importantes novedades».

Molina, en rueda de prensa, contestó así a las declaraciones del Partido Popular en las que afirmaron que «se repiten acuerdos ya firmados», y añadió que el PSOE «presentará un debate general para que el Gobierno informe sobre este protocolo».

El portavoz socialista recordó a los populares «que se trata de un protocolo», es decir, «un convenio en firme entre dos administraciones, que vincula, con plazos y proyectos».

Por ello, Molina recordó que el PP, en los ochos años de gobierno, «no puso en marcha ningún kilómetro de la línea de alta velocidad Madrid-Portugal, mientras que de Madrid-Levante, sólo se puso en funcionamiento un dos por ciento».

Además, añadió que las obras de la autovía Extremadura-Levante, y la autovía de Castilla-La Mancha, aprobadas en el año 1993, tras ocho años de gobierno, el PP sólo realizó un tramo de 36 kilómetros entre Daimiel-Ciudad Real, mientras que el PSOE, puso en funcionamiento el tramo Manzanares-Daimiel, y en cuanto a la autovía de Castilla-La Mancha, ha puesto un total de 40 kilómetros y «casi todos los demás, ya están adjudicados».

En cuanto a la autovía de Los Viñedos, Molina informó que en menos de cinco años, se pondrá en funcionamiento en su totalidad, lo que supone más de cien kilómetros de autovías.

Por todo ello, Molina valoró de forma «muy positiva» el protocolo firmado el lunes, que incluye un total de 1.700 kilómetros de autovías, 700 kilómetros de líneas de alta velocidad (AVE) así como una inversión de los Presupuestos del Estado de un total de 9.500 millones de euros, que permitirán «un avance económico de la región, así como la mejora en la calidad de vida de los ciudadanos».

El portavoz socialista instó al PP a cambiar su estrategia «errónea?!IdEntrada» y «asumir la oposición, controlando que se cumpla lo acordado, pero no descalificando de entrada todos los proyectos».

Comparte la noticia en
  • Buscador de noticias
Encuéntranos en

Pin It on Pinterest