El presidente Barreda anuncia un plan experimental de transporte rural a la demanda

10 Feb 2006

Barreda durante la presentación del PEIT en Guadalajara.

El presidente Barreda anuncia un plan experimental de transporte rural a la demanda

10 Feb 2006

Barreda durante la presentación del PEIT en Guadalajara.

El presidente Barreda anuncia un plan experimental de transporte rural a la demanda

10 Feb 2006

Barreda durante la presentación del PEIT en Guadalajara.

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, ha anunciado que el Gobierno regional está estudiando la aplicación de un modelo de transporte público “a la carta”. Este modelo consistiría en dotar de autobuses, contratar personal y los vehículos necesarios para transportar a los alumnos a sus centros escolares y a los enfermos a centros hospitalarios, entre otras actuaciones. Barreda realizó este anuncio durante la presentación, en Guadalajara, del Plan Estratégico de Infraestructuras y Transportes (PEIT). La nueva iniciativa, de manera experimental se comenzará a aplicar en la comarca del Señorio de Molina para, posteriormente extenderse a otras zonas de la Región.

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, anunció, durante la presentación del PEIT, en la Biblioteca Dávalos de Guadalajara, que el Gobierno regional está estudiando la aplicación de un modelo de transporte público, “a la carta”.

Esta iniciativa, que de manera experimental comenzaría a aplicarse en la comarca del Señorío de Molina para posteriormente extenderse a otros puntos de la Comunidad Autónoma, tiene como objetivo tal y como argumentó Barreda que “los ciudadanos de esta comarca tengan acceso a las mismas oportunidades y facilidades de transporte que los ciudadanos de los grandes núcleos urbanos”.

Este modelo, que está en fase de estudio, consistiría en dotar de autobuses y contratar personal y los vehículos necesarios para transportar a los alumnos a sus centros escolares y a los enfermos a centros hospitalarios, entre otras actuaciones.

En opinión del presidente regional, esta iniciativa obedece a que “en el Gobierno de Castilla-La Mancha estamos en las grandes cosas pero también en las pequeñas, que son las que al fin y al cabo hacen posible que mejore la calidad de vida de nuestros ciudadanos”.

En lo que respecta al PEIT, y lo que la aplicación de este Plan supondrá para la provincia de Guadalajara, José María Barreda, afirmó que permitirá que por primera vez “Guadalajara ya no sea ese punto en el mapa cercano a Madrid sino que se convertirá en un punto neurálgico, que atraerá a muchos inversores como ya está ocurriendo”.

Asimismo, también destacó que este Plan contempla la construcción de la variante a su paso por Guadalajara que permitirá aliviar el tráfico que transita por esta vía, a la vez que posibilitará la construcción de viviendas y el establecimiento de empresas.

El jefe del Ejecutivo castellano-manchego argumentó que la aplicación del PEIT en Guadalajara y en Castilla-La Mancha tendrá “una importancia capital, pues es el camino hacia el futuro, miles de kilómetros de progreso y desarrollo en forma de autopistas, autovías y Alta Velocidad”.

Convertir en oportunidad la posición geográfica

En opinión del presidente regional, en virtud de este Plan que es fruto del convenio que suscribió el pasado mes de octubre con la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, la Comunidad Autónoma “por primera vez va a convertir en una oportunidad su posición geográfica y estratégica” y subrayó que “Castilla-La Mancha siempre ha estado en el mismo lugar pero jamás tan bien comunicada”.

Asimismo, Barreda aseveró que la nueva concepción de la red de comunicaciones y transportes regional revertirá en un aumento de la calidad de vida de los ciudadanos y de la renta posicional de Castilla-La Mancha ya que al mejorar la conexión por carretera y ferrocarril de Alta Velocidad de la Región, se mejoran también las posibilidades logísticas de la empresas radicadas en Castilla-La Mancha.

El presidente afirmó que “a todos los efectos la célebre disposición adicional del Estatuto de Cataluña es muy similar a lo que nosotros hemos acordado con el Gobierno de España, a través de este convenio que está dotado con 11.500 millones de euros en inversiones para Castilla-La Mancha”.

Destacó que la ejecución de este Plan implicará que durante los próximos cinco años se inviertan cada día 2 millones de euros en la Comunidad Autónoma para mejorar su red de comunicaciones, lo que conllevará la creación de 5.000 puestos de trabajo diarios, pues el 5% de la inversión total estará destinada a la mano de obra.

Confianza en el futuro

El presidente Barreda concluyó expresando su confianza en lo que deparará el futuro a Castilla-La Mancha ya que la Región ha sabido convertir la Autonomía política en una herramienta de convergencia con el resto de España y prueba de ello la concepción de este Plan Estratégico de Infraestructuras y Transportes que “no es un proyecto sine die” sino que ya está empezando a ejecutarse.

Al acto asistieron el alcalde de Guadalajara, Jesús Alique, la consejera de Obras Públicas, María Encina Álvarez, el delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, Máximo Díaz Cano, así como representantes del tejido empresarial de la región y representantes sindicales, entre otros colectivos.

Comparte la noticia en
  • Buscador de noticias
Encuéntranos en

Pin It on Pinterest