“Es necesario la modificación de los órganos de gestión del agua y de la normativa sobre planificación hídrica”

23 May 2006

José María Barreda.

“Es necesario la modificación de los órganos de gestión del agua y de la normativa sobre planificación hídrica”

23 May 2006

José María Barreda.

“Es necesario la modificación de los órganos de gestión del agua y de la normativa sobre planificación hídrica”

23 May 2006

José María Barreda.

“Para que nuestra región se vea, de una vez, beneficiada de una política hídrica justa, es necesario la modificación de los órganos de gestión del agua así como un cambio en la normativa sobre las decisiones de planificación hidrológica”. Estas fueron algunas de las manifestaciones del Presidente regional José María Barreda, durante la constitución del Consejo Regional del Agua, un órgano que asesorará al Gobierno autónomo en política hidrológica. Barreda que calificó de “poco prudente y temerario” el último trasvase apostó por la unidad de todos para hacer oír la voz y la demanda de los castellano-manchegos.

El presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, que asistió hoy a la constitución del Consejo regional del Agua en Toledo, aseguró que para que esta Comunidad Autónoma se vea, de una vez, beneficiada de una política hídrica justa, es necesario la modificación de los órganos de gestión del agua así como un cambio en la normativa sobre las decisiones de planificación hidrológica.

El jefe del Ejecutivo regional hizo estas declaraciones una vez constituido este consejo consultivo del agua, de carácter permanente, que, -según explicó el propio Barreda-, asesorará al Gobierno autonómico en política hidrológica.

A juicio de Barreda, la solución al problema hídrico de Castilla-La Mancha la debe resolver el estado de las autonomías. A este respecto explicó que la planificación hidrológica general es un obstáculo para el desarrollo de la Comunidad Autónoma porque “no es lógico que las confederaciones hidrográficas no se hayan adecuado a la nueva realidad territorial y tomen decisiones como si fueran potencias coloniales sobre territorio ocupado”, apuntó el presidente.

Fue rotundo al advertir que “no es lógico que Castilla-La Mancha tenga competencias sobre agricultura, medio ambiente y ordenación del territorio, entre otros ámbitos, que requieren del agua para cualquier ejecución, y no tenga capacidad de decisión sobre los órganos de gestión del agua”.

Por este motivo, la intención del Gobierno autonómico es modificar la composición de la Comisión de Explotación del trasvase Tajo-Segura, para que Castilla-La Mancha cuente en la misma a la hora de tomar nuevas decisiones.

El jefe del Gobierno autonómico subrayó que en breve Castilla-La Mancha registrará cerca de dos millones de personas en su censo autonómico y necesitará beber de sus aguas superficiales, y el único recurso al que acudir es el agua del trasvase Tajo-Segura que pasa por Castilla-La Mancha.

A este respecto, señaló que se están construyendo las infraestructuras necesarias para que la sociedad castellano-manchega pueda hacer uso del agua del trasvase y así ejercer el derecho de beneficiarse de las aguas del Tajo, que corresponde a Castilla-La Mancha al ser cuenca cedente del río.

“Podemos decir que la fecha de caducidad del Tajo-Segura ha empezado ya. En la medida en que nosotros utilicemos el agua, dejará de llegar a Murcia y a Levante. Ellos tienen mar que desalar nosotros no tenemos otra alternativa”, significó el presidente de Castilla-La Mancha.

En la constitución del Consejo regional del Agua también se trató la situación del Alto Guadiana que pasa, según explicó José María Barreda por elaborar un plan ambicioso de recuperación del Acuífero que mejore la renta de posición de los agricultores.

Barreda que calificó de “poco prudente y temerario” el último trasvase aprobado por el Consejo de Ministros, apostó por un cambio en las reglas de explotación del mismo. “Así será en la próxima legislatura porque así lo recoge una disposición del Plan Hidrológico Nacional”, puntualizó el presidente de Castilla-La Mancha.

En la primera reunión de este órgano, que cuenta con el consenso de los principales representantes de la sociedad civil de Castilla-La Mancha, Barreda emitió un mensaje de unidad. Una unidad que es necesaria para hacer oír la voz y la demanda de los castellano-manchegos.

Comparte la noticia en
  • Buscador de noticias
Encuéntranos en

Pin It on Pinterest